Comercio electrónico y Cloud: un matrimonio de conveniencia

Desde que allá por el año 2006 empresas como Amazón (una de las empresas más grandes de ecommerce a nivel mundial) empezaran a hacer popular el término de “Cloud Computing” o computación en la nube, el binomio entre estas dos palabras se ha hecho inseparable.

Según los últimos datos de la CNMC  (comisión nacional de los mercados y la competencia) En España el ecommerce no ha dejado de crecer:  sus estudios reflejan que ese crecimiento ha sido cercano a un 25% en 2014 respecto al año anterior, una cifra de negocio que ya supera los 15.000 millones de euros, generando las mayores ventas trimestrales desde que existen registros.

A medida que el crecimiento del comercio electrónico se acentúa, se hacen más visibles las diferencias entre este y otros negocios de internet: hemos pasado de tener un miedo atroz a realizar cualquier transacción económica por la red con la tarjeta de crédito, a comprar prácticamente de todo: zapatos, alimentos, viajes, conciertos etc. Esto ha sido posible por la implementación de grandes medidas de seguridad de nuestros proveedores cloud, por su ubicuidad, rapidez en las transacciones, fiabilidad, disponibilidad.., lo que nos introduce ya en alguna de las características más destacadas que debe tener todo buen comercio electrónico:

Un ecommerce debe:

  • Estar online 24x7x365 días al año y sus transacciones ser fiables, seguras y rápidas:

Característica primordial de los servicios Cloud: cualquier proveedor cloud que se precie debe tener sus equipos redundados, dando una fiabilidad de up time superior a un 99% de los casos, amén de poseer personal altamente cualificado y sistemas periféricos de seguridad, alertas y una gestión rápida ante incidentes, ataques de DooS o cualquier otra eventualidad.

  • Debe de ser Flexible y escalable para poder responder y absorber a los picos de demanda:

Otra de las características intrínsecas de todo Cloud: La agilidad con la que se cuenta en un entorno cloud en cuanto a escalabilidad de los recursos es innegable: cuando necesitamos más recursos los tenemos en pocos minutos. Por otro lado ya están apareciendo proveedores cloud que ponen inteligencia a tu servidor en la nube para que escale de forma automática cuando se necesita dichos recursos (tanto a la baja como al alza) sin que haya parada de servicio. Esto hace que tu ecommerce esté siempre preparado y pueda dar respuesta a cualquier avalancha de pedidos o consultas web: ejemplo campañas televisión ..

Esto nos lleva a la siguiente característica que nos va a hacer mucho más competitivos en cuanto a nuestros precios y márgenes: La reducción de costes: cada vez más un pago real por uso:

Ya no hace falta que tengas recursos infravalorados o no utilizados “por si aca…” teniendo que pagar por algo que no sabes cuándo vas a necesitar: ahora solo tienes lo que necesitas y solo pagas por ello: Los estudios a este respecto hablan desde un 20% hasta un 70% en ahorro de costes. Hay que tener en cuenta que tampoco necesitas espacio físico, equipos o piezas de repuesto, personal especializado en HW, electricidad, SAIS, equipos de seguridad física y un largo etc.

Por supuesto  y fundamental para nuestro comercio electrónico es el Tiempo de Carga de nuestra WEB: Fundamental para que sigamos en el mercado y podamos vender: Esto lo impregna todo desde la experiencia de usuario, hasta el posicionamiento. Para ello no solo es importante que nuestro proveedor cloud cuente con un buen hardware sino también que tenga un-os buen-os CPD`s: nivel de TIER, que tenga un buen acuerdo de  Peering, que ofrezca CDN, que sea un punto neutro de intercambio de tráfico, que nos pueda ofrecer un buen ancho de banda y que este pueda crecer si así lo necesitamos: Las latencias deben ser mínimas

Algo que desde luego me parece fundamental en el mundo de los negocios y es que Democratiza los negocios y hace posible mucha mas competitividad: ya no tenemos que hacer una gran inversión antes de empezar a obtener beneficios o saber de ante mano qué recursos vamos a necesitar a un largo periodo de tiempo. Podemos ser un pequeño start up y empezar poco a poco, cuando crezcamos “nuestro cloud” crecerá con nosotros y con una buena campaña de posicionamiento y marketing estaremos visibles y funcionando igual que una gran empresa.

Y por supuesto el uso de la nube reduce en gran medida la contaminación y huella de carbono de una empresa: según un estudio realizado por Microsoft:  descubriendo que cuanto más pequeña es la organización, mayor es el beneficio de moverse a la nube. la reducción efectiva de la huella de carbono podría ser mayor del 90% al emplear un entorno Cloud compartido en lugar de servidores locales de la propia empresa. Para grandes organizaciones, los ahorros suelen rondar el 30% o incluso superior en consumo de energía y emisiones de carbono cuando se utilizan aplicaciones Cloud

Muchas gracias por leerme.

The following two tabs change content below.

Carolina

Cofundadora de Infinitopuntocero. Entusiasta de las nuevas tecnologías, llevan presente en mi vida profesional desde hace mas de 21 años. Consultora independiente en IT. Asesoria-Mentoring de Estrategia a Empresas. ¿lo necesitas? Contactame

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

A %d blogueros les gusta esto: