Ya tengo web y ¿Ahora qué?

Después de poner en marcha nuestra web con todo lo que ello implica,  nos toca planificar cómo la vamos a dar a conocer y cómo vamos a llegar a nuestro público objetivo.

Quién piense que  con tener el sitio web y que el SEO esté optimizado  ya tiene todo hecho, está en un gran error. ¡Esto es solo el principio! La web hay que mantenerla  viva, actualizada y activa, donde la estrategia de contenidos cumple un papel prioritario, para que pueda ser útil y efectiva.

->Si es una web que podríamos llamar informativa porque no vendes, hay que actualizar cada cierto tiempo las secciones, optimizando y ajustando los mensajes, cambiando las imágenes y cabeceras y buscando la participación de los usuarios a través del blog, del chat box o de alguna sección interactiva.

->Si es una ecommerce, hay que estar pendiente de las ofertas y el calendario de ventas, los packs especiales y diferenciar los tipos de productos para los diferentes compradores.

 

¿Cómo atraer a tus clientes?

Mi opción es trabajar el  Marketing de Atracción ó  “Inbound Marketing” que se basa en Atraer  frente al  modelo tradicional “Outbound” de interrupción e invasivo.  Es el “cliente” el que llega a nosotros  atraído por los mensajes que recibe desde  los distintos puntos de contacto que pueda tener con la empresa o la marca ( la web, las redes sociales, los flyers, la empresa o la tienda física, los anuncios en medios o la presencia en eventos o vía pública).

En líneas generales lo que se trata, es de:

  • CREAR:

Desarrollar un plan de marketing de contenidos. No piezas aisladas ni aleatórias. Contenido de calidad multi formato y adaptado a cada medio. Enriquecido siempre con diseño y creatividad, usando mucho las imágenes, los videos, los gifs, las infografías, los podcasts y el social streaming o vídeo en “directo”.

 

  • OPTIMIZAR:

Haciendo mejoras continuas tanto en la web (SEO), revisando siempre cómo es la experiencia de usuario,  como en las distintas herramientas que utilicemos para llegar a nuestro público. Es esencial que nos encuentren  y que nos diferenciemos de la competencia.

 

  • PROMOCIONAR:

Tener una presencia activa en los medios donde puedes encontrar a tu target, ya sean las redes sociales, medios digitales, newsletters, en buscadores. La idea es generar conversación en torno a tu empresa o producto, acercarte a tu cliente y escuchar lo que está buscando. Hay que buscar un equilibrio entre las campañas de anuncios y otras acciones de pago y el marketing de contenidos, para lograr el tan ansiado engagement y la  construcción de una comunidad en torno a tu marca que ayude a potenciar  tus esfuerzos (Word of mouth, viralización).

Como sugiere Ana Mata, apliquemos la Ley de Pareto, es decir dediquemos el 20% de nuestro tiempo a la producción de contenido y el 80% a la promoción.     

 

  • CONVERTIR:

Cuando hablamos de “conversiones”, nos referimos a las acciones que queremos que nuestros visitantes y futuros clientes lleven a cabo en nuestra web. Para ello hay que tener muy definida nuestra estrategia e ir desarrollando campañas o acciones de acuerdo a nuestros objetivos y dirigir todos los esfuerzos a conseguirlos. Luego medir los resultados para corregir y mejorar y vuelta a empezar con otras acciones.

 

¿Pero por dónde empezar?

 

Por el plan de lanzamiento.  Es decir las acciones estratégicas omnicanal que nos ayudarán a potenciar la visibilidad de tu web (escaparate virtual) y atraer visitantes desde los distintos entornos.

Hay que conseguir generar expectación alrededor de tu empresa o producto y que luego se traduzca en ventas. Es algo complejo, porque entran muchos elementos en juego y no se trata sólo de preparar y mandar algunos  emails,  escribir un post en  tu blog y moverlo en tus redes sociales por unos días.

Analiza lo que tu cliente está buscando, lo que está haciendo la competencia,  el momento adecuado para el lanzamiento…

Un trabajo bien pensado que esté alineado con tu estrategia general  y  que incluya desde el calendario de acciones,  las necesidades materiales, los proveedores  y los pasos a seguir adaptados a tu presupuesto y objetivos.

Como cada empresa es un mundo, cada plan de lanzamiento es único, pero en líneas  generales, es bueno tener en cuenta  dentro de tu plan de lanzamiento lo siguiente:

 

  • Elegir bien tu presencia en las redes sociales

Dependiendo de tu público objetivo  tienes que decidir en qué medio social te conviene estar para conectar con tu público y que tus seguidores compartan tus mensajes. Es un error  estar en todas las redes, y más aún, estar y no tener una buena actualización ni un plan de contenidos adecuado y planificado.

Los cambiantes algoritmos de Facebook y otras redes sociales nos lo están poniendo cada vez más difícil para crecer en seguidores de forma orgánica (sin recurrir al pago). Es algo que debes tener en cuenta al planificar tu estrategia y definir tu presupuesto.  Más que medios sociales son plataformas publicitarias  y lo que buscan es ganar dinero, por lo que no descartes recurrir a la publicidad de pago para potenciar tus redes sociales.

  • Potenciar que te encuentren  en buscadores

Aquí la idea es buscar al cliente que te está buscando… posicionar tu web en los primeros puestos en Buscadores. Los anuncios de Google Adwords,  Gmail, la red display, YouTube  son adaptables a los distintos presupuestos  porque pagas por clic y muestran tus anuncios a quién está buscando información al respecto.

Puedes anunciarte de forma muy local  pero también a nivel global  e internacional.

  • Mensajes  y consejos en tu buzón de correo

El email marketing sigue siendo una buena forma de llegar a tus clientes, pero tienes que  desarrollar una buena base de datos y mantenerla actualizada. Lo que interesa son suscriptores de calidad, gente que les interese tu producto o lo que tu empresa quiera contar.

Ten  cuidado de no saturar ya que de lo que se trata es de generar una relación de continuidad. No te limites a enviar cada semana un recopilatorio de tus productos, sin ofrecer contenido personalizado ni adaptado a los diferentes perfiles de clientes. El tema de la segmentación de las listas es clave,  así como analizar los datos para ir mejorando en las posteriores comunicaciones.

 

Cómo véis hay mucho trabajo antes, durante y después de una web, vivimos en un mundo digital en continuo cambio así que si necesitas ayuda ..

¡Ya sabéis dónde encontrarme!

 

 

 

 

Foto : Unsplash.

Más sobre el autor

Lili Labarthe
Marketing online - Publicidad - Social Media.
Te ayudo a encontrar los puntos débiles en tu estrategia y te propongo acciones para mejorarla y generar valor a tu marca en este mundo digital que nos está tocando vivir.
Escríbeme a yo@lilianalabarthe.com

1 respuesta

  1. 15 Marzo, 2017

    […] llamadas comerciales), etcétera. Todo esto te permite situar a lo que el inbound llama tu “buyer persona” en el lugar correcto de su momento de compra. Pero eso, como decía la historia interminable, lo […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: